martes, 5 de octubre de 2010

Bobby Fischer y los judíos.

En Occidente creemos vivir en una sociedad libre, pero esa libertad acaba justo cuando se decide criticar a los judíos, o más recientemente, también acaba si se decide criticar al islam.

Los motivos de esta politica del garrote se tratarán en otro artículo, en este será suficiente con contar el caso de Bobby Fischer, uno de los más grandes ajedrecistas de todos los tiempos.

Fischer nació el 9 de marzo de 1943 en Chicago. Su madre era judía. Este dato es importante porque más adelante las declaraciones de Fischer sobre los judíos serán las de alguien que ha tenido contacto con las más altas capas sociales de los judíos norteamericanos.

Al cumplir los 16 años, Fischer dejó la escuela por considerarla una perdida de tiempo y se dedicó por completo al ajedrez. En 1972, Bobby Fischer derrotó al campeón ruso Boris Spassky y acabó con 24 años de hegemonía ajedrecística soviética en la que se conoció como "la partida del siglo".

En 1975 impugnó las reglas de la federación ajedrecística mundial y fue destituido de su título.

Fischer desapareció de la escena mundial durante 20 años, tiempo que didicó a investigar, leer e informarse por su cuenta sobre el mundo.

En 1992 regresó para jugar la partida de revancha contra Spassky. Le pagaron 3,35 millones de dólares por jugarla y el duelo tuvo lugar en Montenegro, en la antigua ex-Yugoslavia.

El gobierno de Estados Unidos aprovechó la oportunidad para acusar a Fischer de transacción económica ilegal y ordenó una orden internacional de detención contra él, pues en 1992 aún estaba vigente el bloqueo económico establecido por la ONU sobre la ex-Yugoslavia.

Finalmente Fischer encontró asilo político en Islandia, país en el que vivió discretamente hasta su muerte en el 2008 a los 64 años de edad.

Los datos objetivos sobre la vida de Bobby Fischer son que fue el fundador del ajedrez profesional, fue un símbolo del anticomunismo en los Estados Unidos durante la Guerra Fría; está considerado el jugador más importante de todos los tiempos y, para su desgracia, de apartó del lobby judío norteamericano.

Sus manifestaciones sobre los judíos incluían la negacion del holocaustro, del que dijo: “Los judíos han inventado el holocausto para hacer dinero y utilizan sangre de niños en rituales de magia negra”.

Esta denuncia de la utilización de sangre de niños e incluso de sacrificios humanos por parte de determinadas familias judías, desgraciadamente no solo no es nueva, es que los denunciantes suelen ser de origen judío, pues es la única forma, parece, de saber de estos hechos.

Documentales y vídeos de David Icke, investigador inglés, coinciden con las opiniones de Fischer. En youtube, si no lo han retirado, también se puede ver la confesión de una mujer judía cuya familia, respetable y dedicada por entero a temas sociales, se transformaba dos días al año por completo y todo lo malo era bueno y lo bueno era malo, conversión que incluía el asesinato de niños.

Sobre los judíos, la opinión de Fischer era que son:“un pueblo sucio, mentiroso y bastardo que quiere dominar al mundo”. Sostuvo igualmente que la comida basura, que hoy provoca graves problemas en la juventud, “es otra invención judía para poder destruir a los chicos no judíos”.
También denunció la persecución personal que había sufrido por “los judíos, como los Rothschild, los judíos ocultos, como Bill Clinton y George W. Bush, y las ratas de la CIA que trabajan para los judíos”.

En otro orden de cosas, Fischer también se alegró publicamente del 11-S, e incluso declaró públicamente que: “Aplaudo el hecho. Estados Unidos e Israel han estado masacrando a los palestinos durante años. Y a nadie le ha importado un comino. Ahora, ello se ha devuelto en su contra. Quiero ver a los EE.UU. barridos del mapa”.

Está claro que Fischer desconocía que el 11-S era un trabajo del MOSAN y la CIA.

Como disculpa, también declaró que: "el país debiera ser devuelto a los indios americanos".

Lo que está claro es que por muy listo que seas, si alzas la voz contra ciertos temas indiscutibles, te perseguirán y te harán la vida imposible.

No hay comentarios:

Publicar un comentario